Sirenas: un canto a la diversidad

Sirenas: un canto a la diversidad

Sirenas es un hermoso álbum ilustrado que rompe estereotipos de género y ensalza a todxs lxs niñxs que se atreven a ser ellxs mismxs; y a lxs adultxs que los respetan, acompañan y empoderan.

Sirenas

Estamos ante un álbum con un texto mínimo, pero con un despliegue de ilustraciones desbordantes de color y profundo significado. Una historia contada con sobriedad y sensibilidad, que arroja los estereotipos femeninos y masculinos por tierra (¿no debería un niño disfrazarse de tiburón o pez espada y una niña de sirena?).

Un libro que no juzga ni condena, que respeta el deseo de cada uno a ser lo que sueña y elige, sin estigmatizarlo. Una lección de apertura hacia la diversidad, un ejemplo de tolerancia y de amor. Muy recomendable para leer en familia, reflexionar y dialogar con los hijos en Carnaval o en cualquier época del año… y de la vida.

La editorial Kókinos edita Julian is a mermaid en español como Sirenas. Sirenas es mucho más que un álbum ilustrado. Y es que cuando un libro rompe estereotipos, su valor es incalculable… 

Al abrir su cubierta nos encontramos con Julián, un niño al que le encantan las sirenas. ¡Le gustan tanto, que las ve por todas partes! Julián monta en metro para acompañar a su abuela a la piscina, y al tiempo que vamos disfrutando de un retrato de vida urbana, somos testigos de cómo Julián va proyectando sus sueños, deseos y emociones, imaginando sirenas aquí y allá e imaginándose a sí mismo convirtiéndose en una de ellas, nadando y jugando con los peces.

Sirenas: un canto a la diversidad

Al volver a casa, y mientras su abuela se da un baño, a él se le ocurre una idea: ¡disfrazarse de sirena! Y lo cierto es que lo hace con mucho ingenio, como corresponde a un niño pequeño, cuya imaginación fértil encuentra recursos suficientes en los objetos cotidianos que le rodean, para hacer realidad su sueño.

Sirenas: un canto a la diversidad

Julián se quita la ropa. Se coloca las hojas de una planta a modo de frondosa cabellera verde y ondulada. Le añade unas flores. Se pinta los labios frente al espejo y se fabrica una elegante cola de sirena con una cortina.

Sirenas: un canto a la diversidad

Cuando su abuela sale del baño se queda atónita. Es un momento cumbre de la obra, de auténtico suspense, un segundo de duda nos atrapa mientras esperamos la reacción de la anciana… Julián se asusta. Piensa que su abuela está enfadada y le regañará por lo que ha hecho, que no está bien vestirse como una sirena…

Sirenas: un canto a la diversidad

Pero, y este instante es genial, su abuela lo sorprende regalándole un collar para completar su fantástico atuendo. Acto seguido, lo toma de la mano y, orgullosa, sale con su nieto a la calle.

Sirenas: un canto a la diversidad

Y le regala una sorpresa maravillosa, que hace muy feliz al niño: lo lleva a una tradicional fiesta de Carnaval (The Annual Mermaid Parade de New York). Allí desfila junto a pulpos, medusas, peces de muchos colores y, por supuesto: sirenas, muchas sirenas como él, a las que se unen Julián y su abuela, y junto a las que desfilan con alegría y orgullo.

Sirenas: un canto a la diversidad

Es una obra emotiva y entrañable, en la que todo lo que rodea al argumento se ve envuelto en una atmósfera de enorme afecto, aceptación y disfrute, que celebra la individualidad y promueve la tolerancia y el respeto por la diversidad, dándola visibilidad (tan importante para prevenir y combatir las injusticias sociales y las desigualdades) y permitiendo que lxs niñxs conozcan, normalicen y se identifiquen con ideas no habituales en relación a la identidad de género, los gustos personales y la belleza. De hecho, la visión del mundo que nos muestra Julián es maravillosa. Fijaros, así es la realidad:

Sirenas: un canto a la diversidad

Y así es como la imagina Julián:

Sirenas: un canto a la diversidad

Julián hace del mundo un lugar mejor, más adecuado y adaptado a su personalidad, a sus emociones y sentimientos gracias a la magia transformadora de sus sueños. La realidad se convierte entonces en un espacio propio donde sus sueños tienen cabida y no chocan con ningún techo. Hay tanta magia y ternura en la visión de este pequeño que es imposible no encariñarse con él.

Otra cosa que me encanta de este libro es que el breve texto que acompaña a algunas (no todas) de las ilustraciones no describe lo que vemos en ellas, no explica, no nos indica lo que tenemos que pensar o como sentirnos, no saca conclusiones, no juzga ni condena. Solo hay respeto y aceptación.

Sirenas: un canto a la diversidad

Primo Levi decía que evitaba usar adjetivos en sus obras porque la verdad desnuda golpea siempre más fuerte cuando no se interpreta subjetivamente. Y así sucede con Sirenas. De esta forma la obra es mucho más contundente y se abre a múltiples lecturas…

Por un lado, nos habla de la aceptación de uno mismo tal y como es, de realización personal, de autenticidad, de normalización y visibilidad, de educación valores tales como el reconocimiento, la aceptación y el respeto a la diversidad. Del derecho a ser unx mismx, a ser aceptadx, reconocidx y queridx tal y como unx es.

En este sentido, el papel de la abuela de Julián es tan importante como el del propio Julián. Representa la figura parental, la del tutor adulto que sabe empatizar, entender, acompañar y empoderar. Sin su reacción, el final feliz de esta obra no hubiese sido posible. Gracias a ella, Julián completa su transformación puede ser, por fin, lo que él quiere ser. Ni más, ni menos.

Sirenas: un canto a la diversidad

Por otro lado, es un cuento que rompe estereotipos de género. Nos muestra a un niño que ve más allá de las opciones preestablecidas. Es un niño, sí; pero no quiere disfrazarse de tiburón o de pulpo. Él quiere ser una sirena. ¿Por qué solo las niñas pueden disfrazarse de sirenas? ¿Por qué no puede un niño hacerlo? ¿Por qué las niñas no podrían, si quisieran, ser bomberos o astronautas? ¿Y los niños princesas o hadas?

En este punto me siento enormemente identificada con el personaje principal de la obra. Cuando yo era pequeña odiaba los vestidos, y nunca me ha gustado el color rosa. No me gusta pintarme las uñas y nunca me gustaron las Barbies. Tampoco, jamás, me disfracé de princesa. Es más: esta soy yo, con unos 7 años, disfrazada de Robin Hood. Y a mi lado está primo, junto al que crecí, disfrazado de niña. Nos llevamos un par de años (yo soy la mayor) y crecimos juntos. ¿No era normal que yo jugase con él al futbol y él se convirtiese en mi “compañera” de juegos y disfraces? Así lo entendían nuestros padres y abuelos. Y eran los años 80… Huelga decir que nada de todo aquello determinó nuestra orientación sexual.

En fin, no me voy a meter mucho más en esto. No le quiero quitar protagonismo a la obra. Me queda aún hablar de las ilustraciones tan fantásticas de Sirenas. Su estética enamora y es impecable. Todo el libro está hecho a mano y pintado sobre papel craft marrón utilizando la técnica de acuarela y gouache.

Las ilustraciones a acuarela de Jessica Love están llenas de vida y transmiten perfectamente el sentimiento que se desprende de cada una de las entrañables escenas. Estamos ante una ilustradora profunda y realmente enamorada de sus personajes, a los que retrata con respeto y cariño sinceros.

Sirenas: un canto a la diversidad

El breve texto que las acompaña en ocasiones, como os comentaba antes, es solo el marco para una historia en la que el respeto y el amor abrazan y encumbran la transformación individual y la magia de vivir siendo uno mismo. Porque solo tenemos una vida que es finita, y no podemos vivirla de acuerdo a lo que los demás desean. Nuestra vida es solo nuestra.

En definitiva, es un cuento de tanta calidad en TODA su dimensión que debería estar presente en cada hogar, escuela o biblioteca. Es necesario e imperativo que haya más obras de referencia para que lxs niñxs crezcan normalizando que hay niños matan dragones y otros que se disfrazan de sirenas… Para que cada pueda sentirse identificado con su propio yo, y crezca aceptando, reconociendo y respetando otros “yos” posibles. Tan posibles, auténticos y “normales” como el nuestro.

Sirenas: un canto a la diversidad

En general, los libros de Kókinos son una delicia… Son de esas escasas obras para compartir en familia que de vez en cuando apetece abrir a solas, arrellanados en una buena butaca, al sol de una ventana, en un momento de intimidad y relax… disfrutando de una buena taza de lo que sea. Y es que son como néctar para el paladar… De hecho, creo que me voy a inventar un maridaje para cada cuento. A Sirenas le pega una copa de auténtico champán, como corresponde a las grandes celebraciones, llenas de aplausos y sinceras ovaciones.

Abajo os dejo fragmentos de algunas de las reseñas más destacadas de Sirenas. Para mí, la de Gothamist resume muy bien el alma de este álbum ilustrado: “una celebración de todos los niños que quieren hacer las cosas de manera diferente a las figuras parentales en sus vidas, y una carta de amor para los adultos que los entienden profundamente.” 🙂

Otras reseñas

No hay nada de este libro que sea olvidable. De hecho, puede tener dificultades para no pensar mucho en ello después de dejarlo. Betsy Bird.

Este libro de ilustraciones es el debut de Jessica Love, y cada elección que hace – el texto, una paleta de colores tan silenciosa como animada, páginas de sangrado completo que hacen que incluso los vagones del metro y las habitaciones de los apartamentos se sientan tan expansivos como el océano – impregna la historia con encanto, ternura y humor. En el feliz desenlace, los dos se dirigen a un desfile de sirenas (un evento anual en Coney Island en Brooklyn) y se unen al espectáculo. La ilustración final muestra las abuelas de la primera página, transformadas en sirenas. Junto con Julián, los lectores aprenden que cualquiera puede ser una sirena: todo lo que se necesita es amor y aceptación, un poco de imaginación y una gran cola. The New York Times.

La profunda empatía de Love por sus personajes y sus observaciones entusiastas de la vida urbana se unen en una historia de amor, comprensión y aceptación de la sirena dentro de todos nosotros. Publisher’s Weekly.

Este cuento encantadoramente subversivo ofrece una historia simple pero poderosa sobre la importancia de ser visto y afirmado. Kirkus Reviews.

Este hermoso libro es uno de los muy pocos libros ilustrados sobre un niño que no se ajusta al género. Sin embargo, se siente como una celebración de todos los niños que quieren hacer las cosas de manera diferente a las figuras parentales en sus vidas, y una carta de amor para los adultos que los entienden profundamente. Gothamist.

Ficha técnica

  • Título: Sirenas
  • Autora: Jessica Love
  • Editorial: Kókinos
  • Temática: Diversidad | Valores | Respeto | Tolerancia | Álbum ilustrado
  • Formato: Tapa dura
  • Tamaño: 23,5 cm. x 25,5 cm.
  • Nº págs.: 38
  • ISBN: 978-84-17074-13-5
  • PVP: 13.00€ (12,35€ en Amazon)

One thought on “Sirenas: un canto a la diversidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable »Tania Losada Muñoz
Finalidad » Gestionar los comentarios
Legitimación » Tu consentimiento
Destinatarios » Los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de 1and1 dentro de la UE. Ver política de privacidad de 1and1 (https://www.1and1.es/terms-gtc/terms-privacy/?).
Derechos » Podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.