Moda sostenible para niños

Vestir respetando el medio ambiente: moda sostenible para peques

Ropa más ecológica, saludable y socialmente responsable: la moda sostenible para niños es lo mejor para los peques y la naturaleza. La conciencia medioambiental es un valor en auge y nos permite educar en valores a los más peques de la casa enseñándoles a comprar.

Moda infantil sostenible: ropa que vela por la salud de nuestros hijos y la del planeta

Son prendas de ropa que se distinguen por cuidar el medio ambiente y la salud de sus consumidores sin renunciar a las últimas tendencias, utilizando en su fabricación materiales totalmente naturales, tejidos 100% orgánicos, libres de tóxicos y reciclables.

Para que una prenda de ropa sea sostenible debe cumplir una serie de criterios ambientales y sociales. Sus principios fundamentales son la conservación de los recursos naturales, los modelos de producción respetuosos con el medio ambiente, el bajo impacto ecológico de los materiales empleados, la reducción de la huella de carbono y el respeto por las condiciones económicas y laborales de los trabajadores que han participado en el proceso, desde la materia prima hasta el punto de venta.

Moda sostenible para niños

Este tipo de prendas son por tanto, mejores y más saludables que las convencionales. Por lo que no es de extrañar que cada vez más diseñadores y ciudadanos sean conscientes de la importancia de llenar un armario con ropa sostenible. La ropa sostenible es la mejor forma de cuidar nuestro planeta y nuestra salud.

¿Dónde puedo encontrar moda sostenible para niños?

Algunas de las firmas que apuestan por la moda infantil sostenible son Småfolk, igi natur, Sense Organics, Fred’s World y Hessnatur, entre otros.

Muchas tiendas también se suben al carro de la moda sostenible e introducen habitualmente en su catálogo colecciones que buscan concienciar a los ciudadanos sobre la importancia de comprar moda de una manera ética, responsable y ecológica como la sección de moda sostenible para niños de Zalando, el apartado de moda infantil sostenible de H&M, la ropa de algodón orgánico para bebés de Tukutuno o la ropa ecológica para niños de Bichobichejo.

Materiales 100% naturales u orgánicos

La moda sostenible es beneficiosa para nuestra salud porque las prendas ecológicas están hechas con materiales naturales como algodón orgánico, bambú, algas, tencel, ortigas, seda pacífica (el residuo que dejan atrás las mariposas tras metamorfosearse), eco poliéster (realizado a partir de botellas de plástico recicladas) o lyocell (un material realizado a partir de la pulpa de madera).

Para dar color a los tejidos se emplean tintes naturales y absolutamente todos los materiales empleados en las prendas sostenibles están libres de tóxicos y químicos peligrosos, lo que evita alergias e irritaciones en la piel.

Moda sostenible para niños

Prendas resistentes al uso diario y al paso del tiempo

Otro punto a favor de la moda sostenible es que está hecha para durar, algo totalmente opuesto a la moda low cost que propone un estilo de vida basado en el consumo desmesurado y en la idea “de usar y tirar”. La moda sostenible reniega de las prendas baratas hechas para durar una temporada, lo que supone un importante problema ambiental. Su filosofía está ligada al mundo de slow fashion.

También son partidarias del Upcycling, el proceso por el cual los materiales desechados son reciclados y transformados en nuevos materiales y productos de mejor calidad o valor ecológico, lo que nos permite ahorrar una gran cantidad recursos naturales.

Y es que mientras un solo pantalón vaquero necesita cerca de 3.000 litros de agua para su producción, las prendas sostenibles pueden crearse a partir de materiales en desuso y/o convertirse en nuevos materiales después de su uso.

Moda sostenible para niños

Moda socialmente responsable

Además de respetar el medio ambiente y de utilizar materiales orgánicos, la moda sostenible es socialmente responsable. Esto significa que en su cadena de producción se cuidan especialmente las condiciones sociales de los trabajadores, evitando la explotación laboral y apoyando, en muchas ocasiones, los centros de producción tradicionales y el trabajo artesanal.

Distintivo de calidad medioambiental: garantía de autenticidad

Las prendas de ropa sostenible se caracterizan y distinguen por su eco-etiquetado. Las etiquetas ecológicas distinguen los artículos más exigentes de funcionamiento y calidad medioambiental, es el símbolo que garantiza el cuidado del medio ambiente.

Para que un producto sea distinguido con este tipo de etiqueta debe pasar rigurosos controles de calidad acreditados por un organismo público competente e independiente. Otros certificados reconocidos como Oeko-Tex®, Fairtrade o GOTS, también indican que se ha cumplido con los principios de sostenibilidad.

¿De qué sirve comprar ropa ecológica?

Todos nosotros, como consumidores, intervenimos de forma directa sobre el medio ambiente. El impacto de nuestra influencia depende de cómo satisfagamos nuestras necesidades. Podemos elegir comprar productos más ecológicos para elevar la demanda de estos artículos y promover su elaboración por parte de las empresas.

Moda sostenible para niños

De esta forma estaremos promoviendo un comercio más justo y cuya fabricación requiere menos consumo de energía, con un resultado igual de bueno o incluso mejor, con materiales que se reciclan con mayor facilidad y que consumen menos recursos naturales (como agua y materias primas).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *