bloques de colores Ticumiku

Practicamos el juego sensorial con los bloques de colores fluorescentes de Ticumiku

Los bloques de colores fluorescentes de Ticumiku son un conjunto de 12 bloques lisos de madera con inserciones acrílicas transparentes en tonos fluorescentes que fomentan el juego sensorial de exploración y descubrimiento entre los más peques de la casa. ¡Te invitamos a descubrirlos!

Bloques de colores fluorescentes de Ticumiku

Hay materiales de juego y juguetes a secas. Los primeros se diferencian de los segundos porque además de divertir y entretener a los niños, les ayudan a desarrollar sus habilidades y les acompañan en las diferentes etapas de aprendizaje y desarrollo.

bloques de colores

Además, tienen ese qué sé yo especial que les diferencia del resto al primer golpe de vista. Es lo que sucede cuando posas la mirada por primera vez en los bloques de colores fluorescentes de Ticumiku.

bloques de colores Ticumiku

Estos bloques de colores son un juguete manipulativo destinado a desarrollar el interés del niño por la exploración y la experimentación.

bloques de colores Ticumiku

Son 100% artesanales y naturales, están fabricados en España con madera de pino y ventanas acrílicas de colores.

bloques de colores Ticumiku

Las inserciones están fabricadas con metacrilato de 3mm. de grosor y en colores fluorescentes: rojo, naranja, amarillo y azul clarito. Las ventanas son transparentes ¡para que el peque pueda ver el universo cambiar de color a través de ellas!

bloques de colores Ticumiku

El conjunto está formado por 12 bloques de diferentes formas y tamaños: 4 cuadrados grandes, 4 rectángulos alargados y 4 rectángulos más pequeños (casi, casi parecen cuadraditos).

bloques de colores Ticumiku

bloques de colores Ticumiku

bloques de colores Ticumiku

Cada serie de figuras ocupa la mitad de espacio que la anterior ¡lo que da lugar a múltiples posibilidades!

bloques de colores Ticumiku

Sus esquinas no tienen aristas peligrosas, para mayor seguridad de los niños durante el juego. De hecho, son aptos para peques a partir de 18 meses.

bloques de colores Ticumiku

Aunque nuestro set es el de 12 piezas y resulta perfecto para los niños más pequeños (además ahora está de oferta en la shop), Ticumiku también dispone de un conjunto mayor, que incluye 24 piezas.

bloques de colores

Un juguete abierto con infinitas posibilidades

Los bloques de colores fluorescentes de Ticumiku se pueden utilizar para todo tipo de juegos: encajar, clasificar, construir, experimentar…

bloques de colores Ticumiku

Son un material abierto que fomenta el juego libre y tiene infinidad de posibilidades. Y en cada una de sus facetas tienen muchos beneficios para los niños:

¡Juguemos a construir!

Se pueden utilizar para realizar todo tipo de construcciones. Los juegos de construcción tienen múltiples ventajas para los peques. Algunas de las más importantes son:

  • Desarrollan de la visión espacial, la perspectiva y el conocimiento de los diferentes tamaños.
  • Les ayudan a adquirir conceptos más complejos como los de simetría, proporción o equilibrio.
  • Desarrollan la motricidad fina de los peques ya que estos tienen que manipularlos.
  • También colaboran en el desarrollo de la coordinación ojo-mano.

bloques de colores Ticumiku

bloques de colores Ticumiku

bloques de colores Ticumiku

Además, los bloques de Tucumiku pueden complementar los bloques clásicos de construcción que ya tengamos por casa, añadiendo color, belleza y dimensión al juego de bloques de los niños.

bloques de colores

Una experiencia sensorial para pequeños descubridores

Los bloques de colores Ticumiku sirven a los peques para la experimentación con colores y la exploración sensorial. Los peques pueden observar su entorno y pequeños objetos a través de las ventanas de colores.

Resultan fascinantes si se utilizan cerca de una ventana por la que entre el sol, y son el complemento perfecto para las mesas de luz.

bloques de coloresbloques de colores

Desde nuestro punto de vista, es su utilidad más interesante y las que les aporta una característica extra que les diferencia del resto de bloques de construcción.

Al llevar las piezas en su interior ventanas acrílicas de colores diferentes, los peques pueden explorar y experimentar con los colores a la vez que construyen.

bloques de colores Ticumiku

Todo lo cual fomenta muchísimo su imaginación… ¡Mirar a trasluz a través de ellos resulta sorprendente!

bloques de colores Ticumiku

bloques de colores Ticumiku

Un juguete educativo

Como material de aprendizaje, sirven para enseñar a los más peques de la casa a reconocer formas y distinguir tamaños, mezclar colores, descubrir los principios de formas geométricas, de luz y color… ¡Y también las fracciones!

bloques de colores Ticumiku

Dentro o fuera de casa

Por último, una cualidad que nos ha encantado de ellos ¡es que los peques los pueden jugar con ellos tanto dentro como fuera de casa!

bloques de colores Ticumiku

Nuestra experiencia de uso

Diego (de 24 meses) lleva dos semanas jugando a todo tipo de juegos con estos bloques de colores. ¡Son un material fascinante que potencia su imaginación y se presta a múltiples usos!

bloques de colores Ticumiku

A él le gusta, especialmente, usarlos como juguete de apilar para hacer torres altas. También los agrupa y clasifica por tamaños y colores. Y, de vez en cuando, ¡se queda extasiado observándose los deditos a través de las ventanas de colores!

bloques de colores Ticumiku

Se entretiene bastante con ellos y los pide cada vez que levanta la vista y los ve en la estantería. Esto es, una o dos veces al día, así que estamos seguros de que es un juguete que se amortiza bastante pronto. 🙂

bloques de colores Ticumiku

Nos gustan porque…

Además de por sus múltiples beneficios, como papis vemos en ellos otras características que nos han gustado mucho. Por ejemplo:

  • Tienen una estética cuidada y atractiva. Lo que se traduce en que resultan atrayentes para los niños y la mar de decorativos en las estanterías de su cuarto. 🙂
  • Tienen una buena dimensión, por lo que resultan muy manipulables para los peques.
  • Son robustos y resistentes. Los buenos materiales prolongan la vida útil de los juguetes. 🙂
  • Sus materiales naturales. La madera ofrece una experiencia única de juego. Su textura, olor y peso constituyen un maravilloso material manipulativo para los peques. La madera también es más higiénica que el plástico, ya que acumula muchos menos gérmenes. Además, los juguetes ecológicos y respetuosos con el medio ambiente nos permiten educar a nuestros hijos en valores como los del reciclaje y el cuidado del planeta.

bloques de colores Ticumiku

Ticumiku, juguetes ecológicos que fomentan el juego de calidad en los niños

Ticumiku, una tienda online de juguetes naturales, es la aventura de unos padres “por intentar que nuestros hijos puedan desarrollar su creatividad mientras juegan, inspirarse con materiales ecológicos y aprender de forma amena y natural.” Detrás de este fantástico proyecto se encuentran Montse y Llorenç:

El deseo de desarrollar sus aptitudes de una forma lúdica y divertida, nos ha llevado a enfrascarnos en este viaje, que deseamos que pueda alcanzar a muchos más padres y madres.

bloques de colores Ticumiku

Esta empresa española, no sólo cuenta con un fantástico repertorio de juguetes de madera y “accesorios perfectos para que nuestros hijos disfruten de nuevas experiencias y sensaciones”, sino que además fabrica su propia línea de juguetes. Concretamente, mesas de luz y accesorios para las mesas de luz.

Mesas de luz Ticumiku

Fabrican sus juguetes con materiales km 0 respetuosos con el medio ambiente. De esta forma, se potencia siempre el juguete de madera, artesanal y natural.

Deja un comentario