Chocolate Pen

Hacemos chocolatinas diy de colores con Chocolate Pen

¡Qué ganas tenía de probar este juguete! Chocolate Pen es un lápiz de repostería. Un utensilio rellenable con el que niños y niñas pueden dibujar, escribir, decorar dulces con chocolate y hasta hacer sus propias chocolatinas diy de forma fácil y divertida. ¡Un instrumento perfecto para que los peques se introduzcan en el mundo de la repostería haciendo sus propias creaciones!

A mí me encanta cocinar, en general, ¡y la repostería mucho más! Así que este “juguete” en casa viene como anillo al dedo. Digo “juguete”, entre comillas, porque Chocolate Pen es mucho más que eso. ¡Es un instrumento de repostería fantástico para peques, pero también para cualquier cocinillas aficionado al que le guste hacer sus propios dulces!

Chocolate Pen

Chocolate Pen incluye 1 chocolate pen, 4 mangas pasteleras para introducir el chocolate derretido en el lápiz, 3 bandejas con 50 moldes para hacer chocolatinas, 4 boquillas para el lápiz y 4 grapas para las mangas pasteleras.

chocolate pen

No incluye el chocolate, porque la idea es que puedas escoger el que tú quieras en el supermercado. Así estarás segura de que, además de divertirse y aprender a cocinar, los peques pueden darse un capricho con un dulce hecho con chocolate de calidad. Nosotros elegimos chocolate para fundir de 5 colores: blanco, con leche, rosa, azul y amarillo.

Chocolate Pen Chocolate Pen Chocolate Pen Chocolate Pen Chocolate Pen

¡El funcionamiento es súpersencillo! El paso a paso os lo enseño en el vídeo: primero, troceamos nuestro chocolate (algunos chocolates para fundir ya vienen troceados, como podéis ver arriba). Después, lo introducimos en las mangas pasteleras que incluye Chocolate Pen y que sirven para rellenar el lápiz. Colocamos las boquillas para el lápiz en las mangas. Cada boquilla lleva un cierre que utilizaremos para que no se salga el chocolate derretido. Sellamos bien las mangas con las grapas y las introducimos en agua caliente. Os aconsejo que estéis pendientes de los peques y los ayudéis para que no se quemen con el agua o el recipiente contenedor.

Chocolate Pen

¡Ahora empieza la diversión! Introducimos en el lápiz la manga pastelera con el color de chocolate que prefiramos.

Chocolate Pen

El lápiz funciona con pilas. Tiene un pequeño interruptor y, una vez que lo encendemos, ¡Ya estamos listos para escribir y dibujar con chocolate! Para ello, tan sólo tenemos que apretar el botón de su lateral mientras lo movemos. ¡Responde perfectamente a la presión táctil y el chocolate fluye con facilidad!

Chocolate PenChocolate Pen

¡Podemos escribir con chocolate o incluso hacer dibujos y figuras de chocolate en 3D para decorar dulces diy!

Chocolate Pen Chocolate Pen

¡A mí lo que más divertido me ha resultado es hacer las chocolatinas caseras! A los niños les va a encantar esta opción. Y no sólo a ellos… ¡A las mamis cocineras nos facilita mucho la tarea y podemos sorprender a los peques con chocolatinas de coloresChocolate Pen incluye 50 moldes para chocolatinas y bombones. ¡Y lo más divertido es “colorear” las figuras con chocolate de colores!

Chocolate Pen

Si usáis varios colores de chocolate, como nosotros, os aconsejo empezar por figuras simples de un solo color. Después, a la hora de hacer las chocolatinas multicolor, pensad qué zonas de cada figura queréis rellenar con cada color y empezad rellenando los pequeños detalles como los ojitos, las boquitas, etc. Por último, terminad de cubrir el molde con el color principal.

Chocolate Pen Chocolate Pen Chocolate Pen

¡Los peques pueden hacer muchísimas figuras diferentes con chocolate! Con el lápiz es súperfácil y rápido rellenarlos. ¡Y además, no se mancha nada! Podéis ver en el vídeo todo el proceso. Sólo hay que dejar enfriar nuestras chocolatinas para que se endurezcan y estén listas para desmoldar y comer. ¡Mirad qué bien quedan! ¡Y es súperdivertido prepararlas!

Chocolate Pen Chocolate PenChocolate Pen Chocolate Pen

Pero todavía podemos aprovechar aún más este juguete para cocinar, Chocolate Pen es un instrumento de cocina muy versátil. También nos sirve para decorar tartas, dulces, pasteles… ¡O convertir sencillas magdalenas en increíbles cupcakes!

Chocolate Pen

Los peques pueden preparar fácilmente para regalo sus creaciones de chocolate. Los bombones y dulces  caseros son perfectos para tener un detalle con un amigo especial, celebrar el santo de la abuela, ofrecer en un cumpleaños infantil, dar como obsequio a los invitados de una celebración, preparar dulces en Halloween o, por ejemplo, regalar a mamá en el Día de la Madre.

Chocolate Pen

Chocolate Pen es de Cife y no es de extrañar que se haya convertido en uno de los juguetes más populares entre los niños en el último año. A los peques les encantan los juegos de imitación y éste les aporta un conocimiento útil, ya que les permite dar sus primeros pasos en el mundo de la pastelería. ¡A ellos les encanta hacer recetas! Especialmente si se trata de dulces y pasteles. Además, pueden dejar volar la imaginación y desarrollar su creatividad escribiendo nombres, dibujando flores y todo lo que se les ocurra. Y lo harán con uno de sus ingredientes favoritos: el chocolate.

Podéis encontrar vuestro Chocolate Pen en la tienda online de juguetes Nabumbu por un precio de 27,75€. Amantes de la cocina creativa y las manualidades: os “súperrecomiendo” este juguete, ¡os va a encantar!

Chocolate Pen: Consejo de preparación

Yo os recomiendo, sin duda, utilizar varios colores sobre todo para hacer las chocolatinas ya que quedan mucho más chulas y divertidas. En los supermercados habituales es muy fácil encontrar chocolate para fundir negro, blanco y con leche. Los chocolates de colores se adquieren en tiendas de repostería especializadas.

Chocolate Pen

Sin embargo, nosotros hemos utilizado en el vídeo grangeas para coberturas, que son mucho más fáciles de encontrar. Son unos “botones” de colores que se funden. Así, se obtiene una crema que se utiliza para realizar coberturas y decoraciones en dulces de repostería.

grangeas-00-una-mama-novata

La clave para fundirlos sin que se apelmacen está en sumergirlos al baño maría en pequeños puñados mezclados con un pelín de aceite de girasol. Si vais a utilizar el micro, el truco está en fundir en pequeñas cantidades a temperatura media e irlos removiendo cada 5 minutos mezclando con gotitas de aceite de girasol para que no se os quemen.

Tienen un ligero aroma a vainilla, fresa, menta, etc. en función de su color. ¡A los peques les encantan! Eso sí, tienen muchísimo azúcar, así que no es recomendable que los coman a menudo.

Si no tienes cerca una tienda de repostería especializada que venda chocolate de colores para fundir, una opción menos azucarada para preparar chocolatinas caseras de colores es derretir chocolate blanco para fundir y utilizar colorantes alimentarios para teñirlo. ¡Ambos ingredientes se encuentran en la sección de repostería de cualquier supermercado! O aún mejor: ¡puedes hacer tus propios colorantes comestibles naturales!

Importante: Si vas a mezclar varios colores de chocolate para rellenar los moldes, asegúrate de que tus chocolates fundidos no se solidifican dentro de las mangas pasteleras. Para evitarlo, mantén los que aún no vayas a utilizar dentro del agua caliente hasta que sea su turno. Una vez que rellenes los moldes, puedes dejar solidificar las chocolatinas en la nevera si la temperatura ambiente es demasiado cálida o si quieres acelerar el proceso de solidificación del chocolate.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *