Helanova

Helanova: el juguete para que los peques hagan sus propios helados

¿Os acordáis de los Juegos Mediterráneo? ¡Yo sí! Mi hermana y yo crecimos jugando con estos juguetes. ¡Se podía aprender a hacer prácticamente cualquier actividad con ellos! Astronova, Tejenova, Choconova, Decoranova, Detectinova… ¡Madre mía, había tantas posibilidades! ¡Y ahora con Helanova los peques ya pueden hacer postres reales!

HelanovaSi hace unas semanas os enseñábamos en este post a hacer polos de hielo con la Fábrica de Polos Frozen, esta semana os vamos a enseñar lo fácil que es que los niños preparen este verano sus propios helados con Helanova de Mediterráneo. Este juguete incluye una máquina de hacer helados, un reposa vasito, un vasito de plástico y un libro de instrucciones con recetas. El proceso, como podéis ver en nuestro vídeo, ¡es sencillo, rápido y limpio!

Como podéis ver, este juguete no requiere montaje. La máquina de hacer helados viene prácticamente montada. Antes de nada, tenemos que lavar bien todos los componentes que van a entrar en contacto con nuestros ingredientes. ¡Y ya podemos ponernos manos a la obra! Estos cubiletes son las heladeras. Lo primero que tenemos que hacer es llenarlas de hielo picado, agua y sal gorda. En las instrucciones encontraréis las cantidades exactas para cada ingrediente.

HelanovaHelanova Helanova

Después, por los orificios de la tapa superior, introducimos nuestro preparado. En las instrucciones se incluye una receta muy sencilla para hacer helado de distintos sabores. Nosotros para hacer el vídeo utilizamos yogur de chocolate para bebés sin azúcar añadido, colorantes, conservantes ni lactosa. ¡Así Diego también pudo disfrutar del helado! También podéis utilizar cualquier tipo de yogur líquido. Y si queréis hacer un helado con 2 sabores diferentes, bastará con que echéis distintas mezclas en cada uno de los orificios de la tapa.

Helanova

Helanova funciona sin pilas. ¡Es un detalle que me encanta! Nuestras heladeras llenas de hielo picado irán congelando la mezcla. Para ello, sólo tenemos que mover la manivela en el sentido de las agujas del reloj.

Helanova

Así, nuestro yogur poco a poco se fue solidificando y enfriando. Cuando estuvo listo, pusimos un vasito debajo. Y empezamos a girar la manivela en el sentido contrario a las agujas del reloj. ¡Y listo! ¡Ahí estaba nuestro helado de chocolate!

Helanova

He de decir que nos sorprendió agradablemente la textura y la temperatura de nuestro helado. ¡Era cremoso y estaba la mar de fresquito! Eso sí, tenéis que prepararlo para comerlo al instante o preservarlo en el congelador porque se derrite antes que los helados ultracongelados.

Helanova

Podéis decorarlo a vuestro gusto como hicimos nosotros, con toppings de azúcar que compramos en el supermercado. Son baratitos y hay muchos para elegir. O también podéis echarle nata montada, sirope, barquillos, galletas, trocitos de fruta fresca, pasas o frutos secos. No os saltéis este paso final porque los peques disfrutan mucho decorando sus postres. Pero tampoco tardéis demasiado… ¡Para poder coméroslo en su punto! Si vais a congelarlos, dejad la decoración para el momento previo a hincarle el diente. Las decoraciones de azúcar se derriten con facilidad, ¡y no resisten las bajas temperaturas!

Helanova

Nuestra experiencia de uso con este juguete ha sido muy satisfactoria. Como os decía al principio del post, los niños pueden hacer sus propios helados de manera rápida, sencilla y limpia. Es un juguete práctico que está bien diseñado y no tiene fugas. La única pega quizás sea que no admite que hagamos mucha cantidad de golpe. La capacidad máxima de la máquina de hacer helados es de 200 gramos (un poco menos según las instrucciones, pero nosotros la probamos con 200gr. de yogur cremoso y funcionó perfectamente). A partir de esta cantidad, es probable que el preparado rebase el contenedor y se vierta hacia fuera. ¡Así que hay que repetir el proceso tantas veces como helados queramos obtener!

¡Ah! Y un consejillo útil para el mantenimiento de las cubiteras: secarlas muy bien después de lavarlas y antes de guardarlas. Así evitaréis las manchas de óxido que la humedad crea en el metal. ¡Así vuestro juguete durará toda la vida!

A nosotros los juguetes de imitación nos encantan. Son juguetes educativos con los que los niños se divierten mientras desarrollan habilidades prácticas y aprenden a hacer cosas útiles. Además, en este caso los Juguetes Mediterráneo son una marca del fabricante Cife. ¡Que tiene una amplia trayectoria en el diseño de juguetes creativos!

Helanova tiene un precio de 21,50€ y lo podéis encontrar en Nabumbu junto a otros juguetes de esta marca, como Alfanova, y un amplio catálogo de juguetes Cife.

Y si a vuestros peques les gusta jugar a ser cocinillas, en esta tienda online de juguetes podéis encontrar otros juguetes de este tipo para hacer recetas fresquitas este verano como la Fábrica de Polos o la Fábrica de Granizados Frozen. Y otros muchos para hacer dulces, como Chocolate Picture MakerChocolate Pen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *